Qué valoran las empresas y los empleados hoy?

Realizar la tarea de seleccionar personal por más de diez años, nos ha brindado entre muchas otras cosas, la posibilidad de conocer los motivos más diversos acerca de la necesidad de cambio laboral, las causas de renuncia o elección de otro empleo.

Si bien cada ser humano es un ser único e irrepetible, y podemos dar fe de la singularidad de cada individuo, hay temas que se escuchan más que otros, que se repiten a través de los años, que son recurrentes y universales, hasta podríamos hasta afirmar que la mayoría de nosotros fuimos atravesados por sentimientos o necesidades similares en algún momento de nuestra vida, en cuanto al área laboral se refiere.

A través de este recorrido, nos consideramos con el conocimiento suficiente para decir que:

Ante la búsqueda de un nuevo trabajo, la primer consulta sigue siendo la remuneración a percibir, si bien se tienen en cuenta otros factores que luego detallaremos, al menos en principio continúa siendo éste, el más valorado.

Luego aparecen otros factores casi tan importantes como aquel:

El clima laboral, estamos escuchando con más frecuencia que nunca acerca de la necesidad del buen trato y el respeto entre los compañeros de trabajo y la relación con sus jefes inmediatos.

Que la empresa ofrezca estabilidad laboral también es un factor valorado, aunque cabe aclarar que los tiempos no son los mismos que hace años atrás. Una persona trabajaba 30 años en el mismo lugar, hoy, estabilidad para los empleados es de dos años, las empresas desearían que este tiempo sea más extenso, algunas de ellas se preguntan qué pueden hacer para poder convertirse en “una marca empleadora”, para mejorar su posicionamiento frente a futuros candidatos y que estos deseen permanecer en la compañía por un lapso mayor a dos años.

Las compañías afirman que es “difícil retenerlos” tal vez este concepto esté definitivamente cambiando.

La mayoría de las empresas prestan atención a el clima laboral, quienes se ocupan de sus empleados y su bienestar general, saben que definitiva reducen de esta manera problemas futuros y costos.

Ofrecer instalaciones confortables no es algo que todas puedan brindar de la misma manera, pero si pensar en ofrecer lo mejor posible dentro del espacio con el que cuenten.

Y las empresas? Cuáles son los beneficios ofrecidos que consideran de mayor interés para sus candidatos?

Generalmente opinan que el sueldo es igual de importante que los otros beneficios ofrecidos, a diferencia de los empleados donde por lo general priorizan el sueldo percibido y luego los beneficios. La estabilidad laboral está valorada por ambas partes pero el tiempo que consideran como “estable” es mayor el esperado por las empresas, que ronda los cinco años a diferencia de los dos o tres años que el promedio de los individuos suelen quedarse.

Luego el clima laboral, donde podemos incluir también las instalaciones, son valoradas y en igual medida tanto para los empleadores que se ocupan de ello, como para los empleados.

Ahora bien, en cuanto a las compañías, qué buscan ellas en un empleado?

Podemos decir que si es un puesto del que se requiera experiencia, ésta siempre será la prioridad, de la mano con las aptitudes.

Que no vivan muy lejos de su zona de trabajo (para evitar futuras renuncias en el corto plazo).

La estabilidad laboral por lo general es observada según sus trabajos anteriores y motivos de cambio, como comentamos anteriormente es un requisito valorado por las compañías, mas que por los empleados.

La buena predisposición siempre es fundamental, el poder trabajar en equipo, es una habilidad muy solicitada de los últimos años.

Escuchamos del lado de las empresas que buscan en el futuro candidato “un plus” que podemos traducirlo más que nada en actitud frente a su trabajo.

Podemos concluir afirmando que, pequeñas y grandes empresas valoran casi los mismos atributos en los candidatos y que, tanto jóvenes como adultos son sensibles a los mismos factores que buscan encontrar en las empresas en las que desean formar parte.

Lo más importante, creemos nosotros desde nuestro lugar, sea una pequeña empresa en crecimiento, una pyme ya instalada en el mercado o gran empresa, sea el empleado muy joven realizando sus primeros pasos laborales, o el adulto con un amplio recorrido, creemos que siempre en todos los casos, el recurso que no falla, es brindar lo mejor de si, lo mejor de nosotros mismos. En cada pequeña cosa que hagamos, en cada detalle, va a estar reflejado la totalidad de nuestra persona o empresa.

Cuanto más plenos nos sintamos, más efectivos vamos a ser, en nuestro trabajo, con nuestro entorno, contribuyendo de esta manera a formar una sociedad más empática, colaboradora y predispuesta a lograr no sólo el bienestar para si mismo, sino también para nuestro semejante.

Qué valoran las empresas y los empleados hoy?
Puntuá el post